« Volver

El Procurador general del rey (Madrid)

Periódicos anteriores a 1850
Al amparo del gobierno moderado de Martínez de la Rosa, comienza a publicarse el 22 de mayo de 1822, contribuyendo directamente Fernando VII en su fundación con 30.000 reales, según señala Pérez de Guzmán en su Bosquejo histórico… Dirigido por Luis de la Torre, su carácter será absolutista y servil, defensor de la unión del altar y del rey. Se publica sin periodicidad fija en números de cuatro páginas, a dos columnas y foliación seguida, primero de la imprenta madrileña de J. Ramos y Compañía, y después en la de Rosa Sanz, a cargo de su hijo Norberto Llorenci. La primera parte de cada número es un extenso artículo de carácter doctrinal y político, y la segunda, englobada en una sección que titula “Variedades”, son sueltos o breves en los que comenta la actualidad política y polemiza encarnizadamente con la prensa liberal, en un momento en el que el clero absolutista inicia de nuevo la persecución de los liberales. Publicó también suplementos y su último número es un Apéndice al número 28, de 26 de noviembre de 1823.