« Volver

Actualidad hispana (Madrid)

Revistas de información general
Revista mensual dedicada a la economía en sus vertientes financiera, corporativa, industrial, comercial, minera, agrícola, postal, marítima, aérea, de transportes terrestres, urbanos y ferroviarios y turística, entre otras, fundada, dirigida y de propiedad del ingeniero de Caminos Canales y Puertos Manuel María Arrillaga y López Puigcerver (1882-1969), que en 1923 había sido gentilhombre de Alfonso XIII y durante la dictadura franquista llegará a ocupar altos puestos administrativos relativos a reconstrucciones, carreteras y obras públicas. Sus entregas tendrán paginación variable, aunque, generalmente, en torno al medio centenar de páginas, compuestas a dos columnas y estampadas en papel cuché, y con cubierta. La primera aparece en febrero de 1931, y su colección en la Biblioteca Nacional de España alcanza hasta el número 59, de diciembre de 1935. Va ilustrada con fotografías de retratos de personalidades y otras relativas a los asuntos que trata, además de algunos mapas y croquis. Así mismo abunda en ella la publicidad de empresas industriales, fundiciones, entidades financieras, sociedades mineras, de maquinaria, materiales de construcción, de petróleos o exportadoras, así como de compañías ferroviarias, como fue la de Ferrocarriles de Madrid a Zaragoza y Alicante (MZA), de la que Arrillaga llegó a ser también director adjunto, siendo también catedrático de Química y Materiales de Construcción. Cada entrega comienza con la sección que, bajo el epígrafe Hispanos ilustres, ofrece el retrato y semblanza de personajes de la época, no sólo del mundo de la economía, la industria, las comunicaciones o de la Administración, si no del mundo científico e intelectual, pues comienza con la del director general de la citada compañía ferroviaria MZA, para seguir con la del entonces director de la Biblioteca Nacional de España, Miguel Artigas, o las de Juan Espina Capo, José Ortega y Gasset y la de Apeles Mestres, cuyos textos, generalmente, firma su colaborador con el nombre de M. White. Otra sección se denomina Crónica, en la que se relatan diversos asuntos económicos, financieros o de comercio, e incluso otros relacionados con temas eclesiásticos, y que lleva la firma de M.R. Blanco-Belmonte; así como las de Actualidades y Noticias breves. Además de estadísticas, inserta también pequeños artículos de variada temática, todos ellos sobre asuntos económicos, industriales, de comercio o agrícolas, entre otros, como son los titulados Las causas de la prosperidad francesa, firmado por J. Pérez Bances; Intereses nacionales, la explotación, problema vital de nuestra industria, firmado por J. La Cruz; La enseñanza de oficios agrícolas, por el ingeniero Agrónomo José María de Soroa; o Estabilización, por el director del Banco de Cataluña, Francisco Recasens Mercadé. Otros textos se refieren al Congreso Internacional de Carreteras, La obra de España en América, La necesidad de establecer cooperativas lecheras, Expansión comercial de España, El comercio de importación de automóviles o El paro de los obreros del campo; y entre otros colaboradores contó también con Juan Gavilán, J. Pérez de Seoane, José María de Soroa, Antonio Gómez Restrepo, Mariano Zapico o Luis López Rendueles. A partir de enero de 1933, la revista estará dirigida por el ingeniero militar y geógrafo José María Cubillo. La revista pretendió ser “reflejo de la situación económico-industrial” de la producción española, ofreciendo “adelantos” en los sectores del “trabajo nacional”, “estimulando medidas de técnica, de elaboración y expansión”, según se indica en su artículo de presentación, y dedica atención también a la parte normativa y legal, en concreto del sector ferroviario.