« Volver

Revista cinegética ilustrada (Madrid)

Deportes
Destacada publicación dedicada a la caza y la pesca deportivas, a la canicultura y al tiro, que fue órgano oficial de la Real Asociación General de Cazadores y Pescadores de España, y a partir de 1930 de la Federación Española de Sociedades de Cazadores y Pescadores. Con periodicidad mensual, aunque desde abril de 1934 se hace bimensual, publicó su primera entrega en julio de 1923. La colección de la Biblioteca Nacional de España, aunque incompleta, comienza con el número 43, de enero de 1927, y acaba en el 130, correspondiente a julio-agosto de 1935. Sus entregas, en papel cuché, son de cuarenta páginas, incluyendo una cubierta ocupada íntegramente por una bella ilustración en cuatricromía o en tinta de color. Salía de la madrileña Imprenta Sáez Hermanos, y está profusamente ilustrada con dibujos y sobre todo fotograbados, de fotógrafos como Diego González Ragel (1893-1951), que lo fue de forma destacada entre 1924 y 1930, Ortiz y otros de diversas provincias y comarcas españolas, como Menchón, en Lorca: Franco, en Murcia, o Suso, en Burgos. También incluye otras fotografías extranjeras, procedentes de la Agencia Gráfica. Estuvo dirigida por José María Castelló Saura, que también presidió la federación española. Publica artículos de contenido técnico, pero especialmente crónicas y reportajes sobre la práctica de estos deportes: cacerías, monterías, concursos, o costumbres camperas, así como noticias y otras informaciones nacionales y extranjeras, y narraciones y cartas de famosos cazadores de la época. Tiene una sección de compra venta con anuncios dedicados a perros o a terreros vedados de caza, y da cuenta de las disposiciones legales sobre estas materias y comentarios e interpretaciones sobre las mismas. Entre sus crónicas aparece la dedicada a una montería de corzos en el Guadarrama, que firma Benito Balbuena, o a otras en los Montes de Toledo, en ‘Doña Ana’ o los Picos de Europa, pero también a la caza y pesca de ballenas en Algeciras, a la caza de osos polares o a cacerías en África o América del Sur, o sobre piscicultura y la emigración de las aves, o las carreras de galgos. Entre los autores de sus textos, además de su director, aparecen los nombres de Luis Castelló, José Bernaldo de Quirós o Aquila Crysaetus, que debe tratarse de un seudónimo. Entre los personajes que practicaban estos deportes se encontraba el rey Alfonso XIII. Aparecen escenas de caza y de pesca y los retratos de los ganadores de concursos con sus trofeos, o fotograbados como el referido a la caza del zorro en Inglaterra. Así mismo dedica un breve espacio incluso para el humor gráfico. Inserta también una abundante publicidad comercial tanto de armas de fuego como de municiones o de prendas de vestir y otros utensilios para la práctica de estos deportes.