« Volver

Nueva era (Toledo)

Periódicos
Periódico quincenal de partido editado en Toledo, era el portavoz del Partido Republicano Radical en la provincia. Comenzó su andadura en el verano de 1935, cuando Alejandro Lerroux, el líder histórico del partido en España, presidía el Gobierno de la nación. La publicación constaba de cuatro páginas e incluía anuncios que, junto con las cuotas de los afiliados al partido, ayudaba a financiar la edición de cada número. Aparte de los artículos políticos de fondo, el periódico incluía crónicas de la vida municipal de Toledo y dedicaba una especial atención al estado del rico patrimonio monumental y artístico de la ciudad. La BNE únicamente posee cuatro números de esta publicación, que tampoco tuvo una larga vida dado que su publicación quedó interrumpida en el verano de 1936 con el estallido de la Guerra Civil. La devoción por Lerroux queda explícitamente expuesta en el primero de los números que conserva la Biblioteca Nacional. En la portada del mismo podemos leer una columna titulada ‘Generosidad’ en la que se alude a las intenciones del líder republicano radical de amnistiar a los miles de encarcelados con motivo de la llamada Revolución de Octubre del año anterior. El periódico dice así: ‘Es que don Alejandro Lerroux, además de hombre de corazón es político de perspicacia. Conoce, como nadie, el carácter temperamental de los españoles y por ello sabe que conquista más adhesiones el que perdona que el que pone atisbos de venganza en el castigar’. El último de los números que posee la BNE lleva fecha de 14 de febrero de 1936, dos días antes de las elecciones que dieron el poder al Frente Popular de las izquierdas. La publicación, naturalmente, pide el voto para los candidatos del centrista Partido Radical, una formación republicana que aboga por la tranquilidad y el orden, alejado de la revolución, según sus propias palabras. Este número tiene una portada inusual y monotemática. Es un llamamiento hecho en letra mayor de lo normal y dirigido al ‘Ciudadano lector’. En la segunda página, y con el título ‘Nuestra posición’, puede leerse un artículo en el que tras señalar que el Radical es el partido histórico de la República, se afirma: ‘Tanto las izquierdas como las derechas han perdido el control de su cortesía y esgrimen el insulto y la estadística exagerada como armas de buena ley. La caballerosidad y la hidalguía españolas quedan en muy mal lugar. Nosotros no podemos participar de semejantes conductas electorales, porque ellas no responden ni corresponden a convicciones arraigadas sino a rencores manifiestos’. [Descripción publicada el 17/08/2022]