« Volver

Boletín de educación (Madrid)

Educación
Publicación oficial del Ministerio de Instrucción Pública y Bellas Artes, concretamente de la Inspección Central dependiente de la Dirección General de 1ª Enseñanza, cuyo objetivo era servir de canal de comunicación con las escuelas nacionales de toda España a fin de que se enseñaran en ellas el ideario pedagógico y las doctrinas sobre la educación del Gobierno de la II República. El Boletín comenzó a editarse, con periodicidad trimestral, en enero de 1933 tras la aprobación en el mes anterior de un decreto en el que se fijaba la misión de la Inspección Profesional de Primera Enseñanza como ‘organismo encargado de orientar, impulsar y dirigir el funcionamiento de las escuelas nacionales y de las instituciones educativas auxiliares de las mismas’. El inspector era la figura clave del Ministerio para llevar a cabo la conjunción de lo político y lo técnico en el Magisterio. Por el citado decreto se creaba la Inspección Central y se le encomendaba la publicación del Boletín de Educación. En cada provincia, además, se publicaría un boletín mensual a cargo de los inspectores provinciales. La Biblioteca Nacional de España sólo tiene cuatro números de esta publicación, dos de 1933 y otros dos de 1934, aunque se prolongó por lo menos hasta 1935 sin que se sepa con certeza cuál fue la última entrega. Un repaso al sumario del Boletín número 2, publicado en abril de 1933, puede dar una idea muy ajustada del contenido de la publicación: ‘Lo que ha hecho la República, mejora económica del Magisterio; la política del Ministerio en las construcciones escolares; la sustitución de la enseñanza primaria dada por las Órdenes y Congregaciones religiosas’. Este último reportaje es ilustrativo de uno de los problemas más acuciantes que tuvo que afrontar el Gobierno republicano como consecuencia de uno de los artículos de la Constitución laica de 1931 más polémicos: el que prohibía la enseñanza a las Órdenes y Congregaciones religiosas. En la información del Boletín se indica que los afectados eran unos 350.000 niños de ambos sexos y que se esperaba solucionar el problema en unos casos con las existentes escuelas nacionales, que estaban infrautilizadas, y en otros con la construcción de nuevos centros. La publicación contaba con un número de páginas elevado. El número que más tiene de los que posee la BNE es el de abril de 1934, que cuenta con 88 páginas. El Boletín incluía también fotografías, un buen número de ellas son de las nuevas escuelas que se iban inaugurando en diferentes lugares de España, así como de las actividades llevadas a cabo en los centros. El Boletín también daba información sobre distintos aspectos de la educación de la primera enseñanza en diferentes países de Europa, así como datos sobre la labor en las distintas provincias españolas y todo lo que tenía que ver con las Escuelas normales, o centros de capacitación de los maestros. Sobre esta publicación se puede obtener más información en el portal Dialnet, donde se puede consultar el trabajo de Ángela Caballero Cortés que lleva por título ‘Los Boletines de Educación: órganos de comunicación de la Inspección con las escuelas’ [Descripción publicada el 17/08/2022]