« Volver

Diario de México (México)

Título Diario de México, político, económico, literario y mercantil 30 oct. 1812-19 dic. 1812
Periódicos anteriores a 1850
Primer periódico que aparece con frecuencia diaria en México, fundado por el periodista e historiador mexicano Carlos María de Bustamante y el dominicano Jacobo Villaurrutia, al estilo del que venía publicándose en Madrid. Aparece el uno de octubre de 1805, compitiendo con la entonces quincenal Gazeta de México (1784-1809), que había fundado el impresor Manuel Antonio Valdés y que de órgano oficioso se había convertido en oficial de la institución virreinal. El diario comenzaba con el santoral y las observaciones meteorológicas, e incluía artículos de literatura, historia, economía, ciencia, medicina, botánica, agricultura, variedades, extractos de periódicos españoles y, al final, noticias locales (teatro, movimiento portuario, pérdidas y hallazgos, empleo de sirvientes, necrológicas y otros anuncios), etc. La historia del periodismo mexicano lo tiene catalogado como recipiente del importante movimiento novohispano del primer tercio del siglo diecinueve, en el que colaboran los “criollos más ilustrados”, muchos de ellos simpatizantes de las ideas de emancipación colonial, como el propio Bustamante, que firmaban sus textos con seudónimos, iniciales o anagramas. El diario había llegado a elogiar a Napoleón y mostrado su tendencia anti-inglesa, pero a partir de las invasiones francesas en 1808, empezará a interesarse más por la política española en Europa y América, se mostrará antinapoleónico y defenderá el patriotismo español y a Fernando VII, publicando, bandos, discursos, artículos de oficio, etc. Será en esta época cuando padezca más radicalmente la hostilidad del periodista español Juan López Cancelada, que desde 1805 venía dirigiendo Gazeta de México, llegando a acusarle de “traidor” ante el virrey José Iturrigaray. El diario adoptará una prudente actitud en relación con el inicio, a partir de 1810, de la lucha por la independencia de México, aunque se le atribuirán intenciones revolucionarias y sediciosas. Inicia una segunda época a partir del 20 de diciembre de 1812, teniendo como editor a José Ruiz Costa, quien será perseguido por las autoridades españolas, y separado violentamente de la redacción. Apareció en números de cuatro páginas en diferentes imprentas, publicó numerosos suplementos y dejó de publicarse el cuatro de enero de 1817.