« Retour

El Fandango (Barcelona)

Revistas licenciosas
Publicación periódica ilustrada que cultiva el denominado género erótico-festivo, de ahí que utilice como título un baile definido como alegre. Aparece el seis de febrero de 1891, con el subtítulo “baile semanal dedicado al bello [hermoso] sexo masculino”, dando a entender que es redactado por el sexo “contrario”, es decir, por mujeres, de tal forma que en su cabecera indica que su directora literaria es Dª Pepita Sensible, y la directora artística, Dª Blanca Flor, apareciendo después Dª Panchita Caliente como directora, y utilizando como firmas de sus textos otros seudónimos como Casta del Todo. Se publica en números de 16 páginas y en cada portada aparece la fotografía de una mujer, generalmente para la época, ligera de ropa, y en su interior dibujos y chistes de carácter erótico o sexual, así como sus pies de texto, de un estilo irreverente, desvergonzado o taimado. Cada número comienza con una especie de crónica, que utiliza un lenguaje procaz y atrevido, siempre de carácter sexual. También inserta epigramas, romances, cantares, algún folletín y otros relatos, asimismo con el mismo carácter “verde” o lascivo, y otros tremenditas y hasta escatológicos. A través de sus textos pretende también hacer una crítica contra la moral sexual establecida y a favor de las relaciones amorosas desinhibidas, a la vez que también pretende distanciarse de lo que era tildado de pornográfico. Al parecer, fue una publicación “premiada” por el favor del público y al mismo tiempo fue objeto de numerosas censuras judiciales, secuestros gubernamentales de sus ejemplares, amenazas a sus venderos y multas varias, al ser denunciados sus contenidos de indecentes y escandalosos. También editó una Biblioteca de El Fandango, con novelas breves del mismo tenor. El número 41, correspondiente al 13 de noviembre de 1891, es el último de la colección de la Biblioteca Nacional de España. Se desconoce cuando cesó definitivamente, pero seguía publicándose todavía en enero de 1894.